Constitucional - Legislación - Procedimiento Crimnal - Teoría

la fianza y el rol de los jueces

Hoy sale publicada esta entrevista en El Nuevo Día en la que la jueza Sonia Vélez, directora de la Oficina de la Administración de Tribunales, discute varios asuntos importantes respecto al tema recurrente de la limitación o eliminación al derecho constitucional a la fianza. Además, la Jueza trae otras consideraciones, como por ejemplo, el tema del rol de los jueces, la independencia judicial, la presunción de inocencia, la sociedad represiva y entre líneas, el tema del acceso a la justicia.

Me parece que la entrevista da pie para comentar algunas citas con el fin de profundizar sobre algunos de estos temas. Aquí la dejo con miras a continuar la discusión, que parece que nos competerá bastante en estos tiempos.

Defiende la discresión judicial

Por Daniel Rivera Vargas / end.drivera2@elnuevodia.com

 

En medio de fuertes críticas a los jueces del País por su desempeño a la hora de imponer fianzas a los imputados de delito y de la discusión de dos iniciativas para limitar este derecho constitucional, la directora de la Oficina de Administración de los Tribunales, la jueza Sonia Vélez, salió en defensa de los hombres y mujeres de toga negra.

-¿Cuál es la importancia de la fianza? Para nosotros es fundamental. Es un derecho reconocido por la Constitución de Puerto Rico, señala que la fianza no debe ser excesiva y, según mi punto de vista, va unida a otro derecho fundamental: presunción de inocencia.

-¿Qué le parecen las críticas recientes?

Realmente sorprendida. Ayer (jueves) escuchaba comentarios de altos miembros de la Policía. Leovigildo (Vázquez, un coronel) y diferentes agentes dijeron que ellos llevan a criminales a los tribunales y a los dos días estaban fuera porque habían prestado fianza. El juez, que es abogado y técnico del derecho siempre parte de la premisa que esa persona tiene una presunción de inocencia. El Estado debe probar más allá de duda razonable la comisión de ese delito. La Policía ha sido entrenada para conocer y entender estos conceptos, por tanto me sorprenden estos comentarios categóricos y que incluso se diga que hay descontento de la Policía con los tribunales. Aquí cada uno tiene una responsabilidad. La Uniformada de hacer intervenciones adecuadas, buscar motivos fundados y el juez o jueza debe, tomando esos asuntos, determinar una fianza que sea adecuada y para eso lo tiene que hacer sin atender presiones de la Policía, de la Fiscalía, de los medios o del pueblo. El juez lo tiene que hacer con independencia. La ciudadanía debe tener un juzgador que “cante las bolas” sencillamente como las ve. La independencia judicial es tener una judicatura libre y ajena a presiones externas.

-¿Le sorprendieron las expresiones del secretario de Justicia, Antonio Sagardía?

Sí, cuando habla de que los fiscales estén pendientes a si el juez erraba. La fianza no es una fórmula matemática, no hay un error al imponer “x” o “y” fianza. La fianza se fija en los hechos particulares de cada caso. Alguien puede estar en contra de la decisión de un juez y para eso pueden usar los mecanismos que establece el propio sistema, para eso está la revisión de fianza. ¿Y quién la revalúa? Otro magistrado. Una Fiscalía proactiva, que esté pendiente a los casos de interés público, que comparezca a Regla 6, que esté atenta, lo único que hará es ayudar al sistema para una fianza más adecuada.

Lo que debe tener cuidado el pueblo de Puerto Rico es que en circunstancias y momentos en que estamos viviendo queremos señalar culpables. La juez o jueza tiene una misión clave, pero es distinta a la de la Fiscalía y a la Policía.

Por otro lado, hay que tener cuidado de que esto sencillamente no se convierta en un modelo represivo. Hay que buscar alternativas de avanzada, ser inventivos, para ver cómo se atiende el grave problema de criminalidad que vive el País.

-¿Qué impresión le causó a usted una fianza de $20,000 a un convicto de delito grave que es procesado por otro delito (el tiroteo en Isla Verde) y que le bajaran de $2 millones a $20,000 la fianza a un sospechoso de embarazar a su hijastra?

Mi respeto a la discreción judicial es absoluto. Yo desde esta silla no tengo ningún elemento para decir que un juez debió imponer más o menos de fianza. El único que estaba allí con la toga puesta evaluando la prueba es el magistrado.

-¿Cómo se le dice a la ciudadanía “respeta la discreción judicial” cuando chocan algunas fianzas para personas con imputaciones muy serias y ex convictos?

Buena pregunta. ¿Cómo decirlo en un país con tanta desconfianza? Ese el sistema que tenemos. El juez está para hacer ese trabajo. No puede hacerlo a base de lo que sienta el pueblo. Y esto te lo digo con muchísimo respeto porque a nosotros a quien servimos en primer lugar es al pueblo, pero por eso te mencionaba la independencia judicial. Yo resuelvo a base de mi conciencia y de lo que tengo ante mi consideración y hoy no puedo tirar la línea en este lado porque el pueblo me pide “x” fianza, los medios me dicen o el Secretario (de Justicia) me dice que está errado. Si comienzo a mover la línea rindo la independencia judicial. Hay que entender el sistema que tenemos. El juez se basa en las leyes que aprueba la Legislatura. El juez no escribió la Constitución. Y la ley dice que la fianza no es un castigo, no debe ser excesiva, y es para comparecer.

¿Qué le parece que el Gobernador y el Senado discutan proyectos para alterar el derecho a la fianza?

No es la primera vez que sube el problema del crimen y se habla de tocar ese derecho. Ya estamos acostumbrados. Uno es causa y el otro es efecto. Se me hace difícil hacer una expresión sobre estos proyectos porque pudieran llegar en cualquier momento ante la consideración de una sala pero, como te señalaba, la preocupación que esto me causa es que nos convertirnos en sociedades represivas. Entendemos que como se ataca la criminalidad es aumentando los policías, llevando enmiendas constitucionales, siendo más restrictivos. El País merece mentes alertas para ver otras alternativas. El tribunal trabaja con situaciones complejas, ya el delito está cometido, la víctima y el acusado frente a nosotros. ¿Cómo es posible que se diga que la criminalidad aumenta por la Rama Judicial? Es un análisis demasiado simplista. El juez no puede defenderse.

-¿Volverá la Rama Judicial, como ocurrió en 1994, a oponerse a enmiendas al derecho a la fianza?

Esa es una consideración del juez presidente Federico Hernández Denton.

-¿Tiene alguna reserva con las compañías de fianza? El Gobernador no ha descartado intervenir con ellas. No. Nosotros convivimos con los fiadores. Cuando tú tienes a tu padre, a tu madre, a tu hijo acusado y tu capacidad económica no te permite prestar esa fianza, tener una compañía que está regulada por el Estado ciertamente es un beneficio para el País.

¿Se ha considerado algún tipo de guía a los jueces de cómo imponer fianzas?

-Nosotros no le señalamos ninguna guía. Es un respeto a la discreción del juez. Ese es el trabajo del juez.

-Esos casos de fianzas controversiales, ¿no le molestan?

No, vuelvo y te digo, por respeto a la discreción judicial. Hay una impresión en la ciudadanía, en los medios, de que la labor del juez es liviana. En Puerto Rico hay 384 plazas de juez, no llenas todas en este momento. Vemos 300,000 casos. El juez tiene la importante decisión de resolver sobre vida y propiedad.

PrintFriendlyFacebookTwitterStumbleUponMySpaceBlogger PostLinkedInDeliciousShare/Bookmark